El reflector del fuego de arcadia

reflektor

Reblogueado de Ehdeezión

Me pasa todo el tiempo con los álbumes de Arcade Fire, pero bueno, para ser más precisos, me ha pasado tres veces: una canción me la rompe a unos niveles estrepitosos y el resto del disco me desinfla como una foto de Elba Esther Gordillo.

Y no por malo pero, en comparación ¡puf!, las canciones estelares de los discos de Arcade Fire son brutales. Vamos a ver: Read More…

Gokú vs the world

[Sin spoilers]

De una película de Dragon Ball cualquier millenial esperaría madrazos, muchos madrazos, algún chiste ñoño y más madrazos. De Dragon Ball Z: La Batalla de los Dioses yo esperaba una buena madriza, es todo. Que tuviera tintes “épicos” ya era mucho pedir. Luego fui leyendo comentarios y mis expectativas se fueron en picada. Finalmente eso debió ser lo que evitó que me decepcionara.

El primer highlight fue llegar a la sala, levantar la vista y observar como estaba llena de puro cabrón que, como yo, vio Dragon Ball en su infancia. Hasta hubo aplausos cuando salió la chafa animación de Toei. Vi únicamente a un niño, que iba con su padre, que se sentó al lado de mí.

31456_411333398962022_602365639_n

Desconozco si La Batalla de los Dioses fue concebida como película, pero no se siente como tal. Si acaso como película para Netflix. No hay un gran villano ni una gran amenaza (o, al menos, no se siente como tal) y las peleas no son impresionantes. Además, la animación es mala. Creo que incluso era mejor la de Dragon Ball Z, la serie.

El conejo morado (Bills) es demasiado fuerte. La trama sufre del mismo problema que varias de las películas de Superman: hay un personaje demasiado poderoso, absurdamente poderoso.

Y la peli se va en absurdos. A su favor queda decir que muchos de ellos son divertidos. El tono de la película, como ya señalaba Bryan, es tremendamente infantil. Pero eso no impide que Bulma luzca como toda una MILF y que Videl esté más buena que lo acostumbrado.

Vegueta es una caricatura, incluso Gokú lo es. Quién sabe si lo de los personajes era una parodia consciente, espero que sí.

No salí decepcionado de la sala porque no esperaba mucho, pero sí me sorprendió: funciona mucho mejor como comedia que como película nostalgia. Si no te la tomas en serio, hasta podrías disfrutarla.

 

Titanes del Pacífico o volver a ser un niño

El segundo.

180 millones de metal virtual, tan geniales como suenan se ven

180 millones de metal virtual, tan geniales como suenan, tan así se ven

Mi reseña es corta como mi memoria infantil, pero así también es emotiva:

No soy muy grande. A mí me tocaron lo Power Rangers, los Pokemones y los Digimones (aunque estos dos ya tardíos), Gundam y toda la parafernalia japonesa que era nuestro sol naciente de la televisión y el cine infantil de aquellos tiempos. No fue hace mucho y sin embargo parece la prehistoria. ¿Cuándo fue el último momento que lanzaron un Kame Hame Ha? ¿Que se transformaron en el Megazord? ¿Que dieron espadazos como los de Samurai X? Quizás no logren recordarlo con Titanes del Pacífico, pero seguro, carajo, que sentirán la misma emoción.

Read More…

Daft Punk | Los robots después del hype

A ver, van dos post de lo que me ha pegado del hype últimamente. Este es el primero.

daft punk starship

En la nave.

Los viejos y los sabios suelen repetir constantemente que en sus tiempos las cosas estaban mejor hechas, duraban más y no se hacían tan rápido. En esta idea, por supuesto, reside otra que es la de que la velocidad de una acción es inversamente proporcional a su calidad. Esto, creo, suele ser cierto en muchos casos, específicamente en el campo de la subjetividad periodística: una opinión apresurada no es necesariamente la mejor por ser una primicia, ni mucho menos, sino que más bien suele pecar de mal informada y de estar alimentada por una necesidad de  atención.

Ya Joselo Rangel señaló esto en su columna del viernes 28 de junio en el Excelsior (y de hecho a propósito del mismo disco, Random Access Memories): ¿Como puede un reseñista musical emitir un juicio supuestamente serio sobre una obra que no ha oído más que un día? Read More…

Soundtrack de mi Semestre (IV)

Ahí va de nuez: 25 canciones que me acompañaron en los últimos 6 meses. Regularmente cuando llega la hora del conteo siempre termino metiendo una o dos canciones de pilón para alcanzar la cuota establecida; esta ocasión no fue así. En total fueron unas 40 rolas -rola más, rola menos- que entraron y salieron hasta terminar en lo que tienen después del corte.  Algo no me terminó de cuajar nunca con esta lista, pero al fin y al cabo son 25 piezas que disfruté mucho y espero que aquellos que se tomen el tiempo de escuchar encuentren algo aquí para llevarse a sus vidas.

Read More…

Lo que viene siendo mi primera vez.

Buenos (no importa cuando lean esto).
Como algunos ya sabrán soy la nueva tecla de este su blog de confianza y soy hija bastarda de aquél mítico blog TDQ. He tratado por todos los medios de utilizar la musa para escribir una presentación fuera de clichés, verán, tenía 2 opciones, escribir el típico post con mis generales de una buena vez o, esperar hasta el 2015, llenarme de inspiración, tomar un DeLorean y regresar a escribir algo original. Ya sabemos que opción escogí.

Hace aproximadamente tres años que no escribo para un blog, le comentaba a Tich que Facebook, Twitter, Tumblr, Younameit son los principales causantes de las crisis blogueriles, con tanta opción rondando en el internetz, cualquier persona (haya sido parte de un blog o no) es capaz de rantear/recomendar/celebrar sobre cualquier tema y obtener likes y comentarios de personas que en su vida le han dedicado tiempo a leer extensas publicaciones en páginas que se tendrían que abrir en otra pestaña. El peor de todos es el microblogging, Twitter, ese hijo de perra que todos amamos; esa conchudez de poder escribir algo en 2 minutos y ver el feedback inmediato es lo que casi me hace perder mi textualidad, pero entré en razón. No hay sentimiento como el de dejar fluir la prosa sin limitaciones.

Puedo decir con todo orgullo que estoy dispuesta a ser una Comisionada y acompañarlos en sus gamerías, geekerías, bustofilias, melomanías, cinefilias y bueeeh amarlos como los mirreyes que son. No soy una autoridad en ningún tema, se poco de mucho y masco chicle cuando escribo, pero tengo una opinión para todo y la uso a la menor provocación.

Stay Joroschó.

P.D. No sé que tan necesario sea dar datos sobre mí, pero ésta sería mi descripción gráfica.

Image

Un Álbum: Ween – The Mollusk

tumblr_mc28hbUQMH1rwbh2so1_1280Si le prestan un poquito de atención a lo que digo o escribo, no se les hará ajeno el nombre Ween. En poco menos de dos años esta enorme banda de rock alternativo se ha colado en mi top de lo mejor que ha llegado a mis oídos en toda mi vida. Así de mucho me gusta Ween. ¿Que por qué me gustan? En términos simples podría decir que su eclecticismo a la hora de hacer música me encanta, pero si metemos más palabras a la ecuación, debo decir que lo que más me gusta de Ween es que hacen música para ellos mismos, no para nadie más. Gene y Dean Ween son unos cabrones locos que no hacen su trabajo para gustar a otros, sino que lo hacen porque quieren, porque lo disfrutan y porque su mente drogadicta gusta de la experimentación. Y esto se ve reflejado en su música, la cual la hacen como les salga del mismo culo. Y qué chingona sale.

It’s gonna be alright, baby, it’s gonna be alright, love.

And if the mist ever lets the sun through,

I’ll just hope I did the right thing for me and you… ♪

El álbum que les vengo a compartir es The Mollusk (1997). El primero que me tocó escuchar y simplemente el mejor de todos los trabajos de Ween. Centrado en un tema náutico oscuro, este álbum nos viene manejando lo épico, lo psicodélico, lo romántico y lo cotorro. Un álbum imperdible; algo tienen que sacar de aquí, no los va a dejar indiferentes.

Read More…

Follow

Get every new post delivered to your Inbox.

Join 328 other followers